domingo, 15 de enero de 2012

La inutilísima TV gourmet

Esta nota fu publicada ya hace muchos años pero vale la pena reflotarla.


Si hay algo indiscutible para el común de la gente es que todo aquello que se escucha, dice o ve en la televisión es “palabra santa”, y a veces no hay nada más alejado de la realidad que ello. Recuerdo una vez en que fui a grabar un programa como invitado del “Gato” Dumas, en un intervalo, mientras charlábamos y recorríamos su estudio (oficina) veo una edición del “Larousse gastronomique” abierta al lado de una de sus computadoras (ordenador) y hablando sobre ese libro me dice que lo estaba consultando porque tenia una duda, una clienta le había solicitado algo que él no recordaba si existía realmente o simplemente se trataba de un nombre que alguna vez inventó como ocurrencia del momento durante alguno de sus programas de televisión, y riéndose francamente me comenta: “muchas veces digo barbaridades para ver cuanto tiempo tardan en copiarme y repetirlas”.


Hace un tiempo (22 de octubre del 2007) estuve en el cóctel de entrega de los premios “Tendencias Gastronómicas”, y luego de que le otorgaran el premio al mejor programa televisivo a Christopher Carpentier (Chile) por su programa “Aventura gastronómica” (elgourmet.com) le comenté personalmente que me llamó mucho la atención el hecho de que en uno de sus programas dijese que un puré de papas (patatas) podía salir “chicloso por el alto contenido de gluten de la papa”, y que de haberlo oído, más de un celíaco iba a dejar de consumir papas. Por supuesto que no le gustó nada.
Son muchos los furcios (fallas que se comenten frente de las cámaras) que se ven o escuchan en distintos programas de TV a lo que no escapan las programaciones de cocina, y ni hablar de la “contaminación cruzada”. Uno, como profesional de la gastronomía, se pone a pensar que hay asesores gastronómicos de producción (por lo menos figuran en los créditos) pero parece que las islas de edición no son visitadas por ellos o que no se encuentran presentes durante la grabación.
Aclaro que muchos profesionales de la gastronomía que están trabajando en el medio televisivo merecen mi mayor respeto, pero entre ellos se mezclan otros a los que yo digo que simplemente “hacen empanadas”, sin ser peyorativo (no voy a desmerecer esta comida que es una de mis preferidas) ya que hay empanadas y empanadas, unas con excelente elaboración y cuidado del trato y otras hechas a la ligera; a lo que me refiero con ello es que algunos meten cualquier cosa y de cualquier forma como relleno de la masa y que la tiran a la ligera dentro de la freidora para sacarse el bulto de encima. Mucha gente con ínfulas de protagonismo que a veces comienzan bien pero que después el gran monstruo de la televisión se los devora y por estar frente a una cámara, o pensando que ya están más allá del bien y del mal, caen en la soberbia de hacer y decir cualquier cosa (lease gansada).

Y detrás, observando, está el público, ese consumidor pasivo que se alimenta de mitos (la mayoría creados por los medios de comunicación) y que incorpora al pie de la letra lo que le venden (meten a la fuerza): “si lo dijeron en la tele así debe ser…”, y bueno, el resultado final es que algo que pudo comenzar de una manera se va transformando y deformando en otra cosa totalmente distinta, así nacen las confusiones posteriores, algunos dicen que es bueno, que eso de adoptar otra identidad es para reflejarse en lo autóctono y nacional del plato, en fin, es un tema con el que se puede iniciar un debate.

cocina fusión o confusión?


Desde mi punto de vista hay cosas que si las tomamos de un contexto y las llevamos a otro podemos obtener nuevos resultados, pero hay otras en las que debería prevalecer un poco la ética y el profesionalismo (para que se habrá molestado Escoffier, si ahora le cambian todo) y no decir tantas pavadas (tonterías) o utilizar nombres de la cocina internacional sin saber de que se trata. A veces incluso leo en recetas publicadas en libros, periódicos o revistas nombres que nada tienen que ver con el desarrollo de esa receta, una vez vi titulado en una: “Papas Dauphine” pero en el desarrollo y la técnica de la receta eran “Papa Anna”, sin ir muy lejos, en el libro “Cocina italiana” –Utilísima- de Paula Brandani, podemos ver en la página 41 una receta de sopas cremas que está titulada “Velouté de apio”, ¿sabrá la autora que es una veoluté?, y la señora gorda del Barrio Norte que compró el libro, cuando vea ese nombre en la carta de algún restaurante finoli de su zona ¿pensará que le van a servir una sopa?; en italiano “vellutata” es una bechamel realizada con caldo en lugar de leche, pero en las recetas que menciono de dicho libro se la coloca como una sopa y no como una salsa omitiéndose la técnica que genera el nombre; en la página 92 del mismo libro se encuentra la receta “Tournedos a la Rossini” pero se omite el paté de foié o foie gras característico de las recetas con esa denominación.


Gioachino Rossini, maestro de la opera, era tan buen gourmet como compositor. Amante de la buena mesa, cuenta la leyenda (probablemente cierta) que en un restaurante en Paris, donde solía ir a comer, pidió al chef un día que lo sorprendiera con algo nuevo. El chef decidió combinar ingredientes de una manera poco ortodoxa y realmente lo sorprendió. Mientras preparaba el plato junto a su mesa, Rossini, gran entendido, no cesaba de darle consejos, corregirle, sugerirle, hasta verdaderamente hartar al Chef, quien le expreso su disgusto. Rossini entonces le dijo que si tanto le molestaba, que le diera la espalda (Tournez le dos) y que siguiera preparando el plato para que el no lo vea. Allí nació una creación que es y será un eterno clásico. El Tournedos Rossini, en homenaje a Il Maestro.

Los ingredientes de este plato son decididamente caros pero pueden reemplazarse por sucedáneos que mantendrán el espíritu del mismo, siempre y cuando el ingrediente principal se respete.
El lomo, el filete en su parte del medio, la carne mas fina totalmente desgrasada es algo con lo cual no puede haber compromiso utilizando otra. Simplemente: es así.

Ingredientes: (aquí para dos personas)
Dos medallones de lomo de unos 6-8 cm de altura.
Dos rodajas de foie gras de unos 2 cm de espesor. (o algún otro paté de buena calidad)
1-2 trufas. (o alguna seta u hongo de buena calidad)
2 rebanadas de pan de molde
1 copa de Madeira (en su defecto, una copa de oporto o de amontillado)
manteca para freír
sal y pimienta

Hay que ser una especie de acróbata porque hay que tener varias hornallas trabajando al mismo tiempo. El plato tarda pocos minutos en hacerse, solo hay que sincronizar y no perder de vista ninguna cacerola.
La carne debe hacerse a fuego muy fuerte para que se selle, solo un minuto por lado, luego bajar el fuego y terminar la cocción, solo pocos minutos. Siendo filete debe hacerse muy rápido. Y debería quedar la carne muy roja al medio.
Acompañar con verdura a elección. Los hongos están en el estilo del plato.



Conclusión:

Así que señores, la televisión “no tiene la razón en todo”, pero como medio de difusión y comunicación de llegada masiva debería tener un poco más de cuidado y respeto, porque no es lo mismo montar un burro a que te monte un burro.

Y no se trata de inventar, se trata de tener "ética profesional", lo que se ve en la televisión, y que muchas veces se repite en escuelas de cocina, se trasmite luego a muchas cartas menú de restaurantes.
Muchas veces me encuentro en cartas menú de restaurantes con nombres que nada tienen que ver con el plato que representan, ¿podrá ser por toda esta deformación que venimos sufriendo?, ¿puede ser que por poner nombres bonitos o rebuscados se omite la realidad?, cuantas veces en una carta se pone "papas noisette" y viene en el plato un corte "parisien", mucho más grande que las noisette, pero como es más grande y se hace más rápido, para que utilizar la cucharita de corte más chica, no?. No es lo mismo un lenguado al champagne que un lenguado con salsa de champagne, la técnica de cocción y el costo del plato son muy distintos, y en la carta lo que dice debe expresar la realidad de lo que se hace en la cocina. En fin, podría seguir con infinita cantidad de ejemplos.

Viendo uno de los programas de elgourmet.com, un cocinero que hacia pastelería, presenta un postre que va a elaborar según dice con "piña", y explica que es parecida al "anana" pero que no tienen nada que ver una fruta con la otra, y que en otra oportunidad utilizar el "anana", que hoy su fruta elegida es la "piña", pero, a lo largo de todo el desarrollo de su receta siguió refiriéndose a la fruta que utilizaba llamándola "anana", al verlo yo no salía de mi asombro y pensaba que a lo mejor en próximas recetas iba a utilizar también "abacaxi" y "pineaaple", sabrá este buen señor que todos esos nombres responden al "ananas comosus" (su nombre científico)?.

En otro programa del gourmet.com en que responden preguntas al público (gourmet responde) "Juliana" responde una consulta que le hacen sobre como se confeccionan la "veggie burger" (hamburguesa vegetal) y entre todas las cosas que dice menciona que el arroz se debe cocinar mucho para que desarrolle el "gluten" y hasta que se aglutine todo, sabrá esta cocinera que el "gluten" es una proteína presente en varios cereales y que se encuentra combinada con el almidón, y está compuesto por "gliadina" y "glutenida", y que hay personas con intolerancia al "gluten" alérgicos y celíacos-?, sabrá además que el arroz en ninguna de sus variedades contiene gluten?.

He sufrido el ir a comer una "paella" y que en vez de azafrán le pusieran "curcuma" porque si de igual forma queda amarilla para que usar el azafrán si es más caro, no?, o que me ofrecieran un lomito (solomillo) y que el corte de carne era de la pata trasera del animal, para que usar solomillo si la "cuadrada" es más barata?.

Señores, las cartas menú de un restaurante, si bien tienen reglas claras de confección, se realizan en base a una formula de costos y que detalla sus ingredientes uno a uno, Por qué cambiarlos luego, para ganar más dinero?, yo diría que eso es "FRAUDE" y que si yo ofrezco "pavo relleno con puré de castañas" no puedo remplazarlo con "puré de batatas patatas dulces , boñato-, por más parecido que sea el resultado final. Tampoco puedo poner en mi carta nombres que no representen el plato real o que creen falsas expectativas porque eso es "falta de ética profesional".


Nota publicada con anterioridad en:
http://www.lomejordelagastronomia.com/it/firme/la-utilisima-tv-gourmet


Norberto E. Petryk, chef, escritor e investigador
norbertopetryk@gmail.com



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu comentario, me interesa.